Fisioterapia Pediátrica

¿Qué es lo que hacemos con la fisioterapia pediátrica integrativa?

Evaluamos y tratamos las alteraciones de los músculos y del  esqueleto, y el desarrollo de niños y bebés.

Partiendo de una condición de salud del niño, somos conscientes, que pueden existir diferentes disfunciones en distintas estructuras corporales, que pueden afectar la actividad del niño y por lo tanto la  integración y participación en actividades cotidianas.

Porque somos fisioterapeutas pediátricos integrativos??  Porque tratamos al niño en un conjunto de sistemas indivisibles con el fin de  alcanzar la mayor eficacia y bienestar de los pequeños en todos los campos que le afectan, tales como; óseo, articular, muscular, social-relacional, psicológico, nutricional, respiratorio, inmunológico.

 

¿Cómo podemos solucionar todos estos problemas?

En primer lugar, llevaremos a cabo una exploración precisa del pequeño, con el fin de valorar las patologías  del niño.

En muchísimos casos, los problemas que encontraremos, están relacionadas con diferentes zonas del cuerpo y deberemos equilibrarlas , para  conseguir el rendimiento óptimo y crecimiento pleno del niño en todos los aspectos necesarios.

Las disfunciones mecánicas, que pueden dar problemas en el equilibrio y coordinación, pueden tener consecuencias en la atención y en el rendimiento académico de los más pequeños, siendo posteriormente la consecuencia de muchas patologías mucho más difíciles de tratar al estar ya instauradas y que darán como consecuencia problemas futuros en muchos campos de desarrollo e interacción.

¿En qué  podemos ayudar a tu pequeño?

  • Cólico del lactante
  • Plagiocefalias (craneo plano)
  • Estreñimiento
  • Problemas respiratorios
  • Anomalías del pie; pies planos, pies valgos, esguinces recidivantes, andar de puntillas
  • Anomalías de cadera; Pies metidos hacia dentro, displasias de cadera, pies hacia fuera
  • Patologías del crecimiento; Osgood- Schlatter, Sever, calambres nocturnos, dolores de piernas.
  • Patologías de la espalda,; escoliosis, cifosis, hiperlordosis,
  • Problemas conductuales; a través de la solución de patologías musculo-esqueléticas, el niño conseguirá relacionarse de mejor manera.

 

¿Cómo podemos ayudar al niño?

 La fisioterapia pediátrica integrativa, busca, restaurar la armonía de los más pequeños, a través de ligeros movimientos en distintas estructuras de los niños que se encuentran estrechamente relacionadas, ya que algo percibido en una parte del cuerpo puede tener su origen en otra, y su modificación puede tener un efecto en las zonas que queremos tratar y que presentan la patología.

Para ello queremos poder contar contigo, en la charla que próximamente celebraremos y en la que podremos aclarar gustosamente todas las dudas que surjan sobre tu hijo.

 

El cólico del lactante

Cólico del lactanteEl cólico del lactante es un mecanismo de defensa en el que se produce una contracción brusca de la musculatura lisa intestinal de aquellas zonas adyacentes en las que el peristaltismo falla.

Como consecuencia, el lactante frecuentemente manifiesta esta dolencia a través de un llanto inconsolable de inicio repentino que se acompaña de un patrón extensor y enrojecimiento de la cara.

 

 

Síntomas del cólico del lactante

La mayoría de los lactantes con cólicos presentan síntomas comunes como los nombrados anteriormente (llanto inconsolable de inicio repentino, patrón extensor y enrojecimiento de la cara), pero existen más síntomas como pueden ser:

• Distensión abdominal (es decir,  barriga inflada).

• Disminución de las horas de sueño.

• Gases.

• Estreñimiento.

• Trastornos en la alimentación.

• Vómitos.

• Alteración en la succión.

 

Tratamientos

Cólico del lactanteSe realizan suaves maniobras para relajar las tensiones existentes en nuca y pelvis para mejorar el control nervioso del sistema digestivo, además estas maniobras relajan al bebé y le ayudan a descansar mejor.

También realizamos un suave masaje alrededor de la lengua, el paladar y la mandíbula, para asegurarnos que la succión se realiza de la manera más eficaz y en la parte anterior del cuello para que la deglución sea más fácil.

Por último relajaremos toda la zona del diafragma para mejorar la respiración, a menudo muy tenso debido al llanto prologado y flexibilizaremos todo el tubo digestivo del abdomen para mejorar su movilidad y con ello la evacuación de gases y materia fecal.

Si los cólicos no son muy agudos con unas tres sesiones de tratamiento los síntomas del cólico del lactante deberían estar prácticamente resueltos. Las reacciones al tratamiento variarán dependiendo de cada bebé y su historia, aunque tras la primera sesión ya se debe notar cierta mejoría si no hay otros problemas asociados. Además es conveniente enseñar a los padres algunas sencillas maniobras de masaje abodiminal para que ellos en casa puedan contribuir también al tratamiento y a la mejora de su bebé.

Descargar en PDF:

Consejos para el desarrollo de tu bebé
Consejos para el desarrollo de tu bebé
Plagiocefalia
Plagiocefalia